martes, 30 de junio de 2015

Osma Tradition. El cuidado facial masculino en cinco sencillos pasos.

Si hay algo que el hombre valore de un tratamiento para el cuidado de su piel es que sea sencillo y de texturas ligeras y fáciles de aplicar. Por otro lado, no hay que pasar por alto que la piel masculina sufre durante el afeitado, por lo que cualquier tratamiento debería además de proporcionar los medios necesarios para que ésta se recupere de forma rápida.

Conocedoras de la importancia del mercado masculino y conscientes de sus preferencias, son muchas las marcas de cosmética que están apostando por la creación de tratamientos faciales exclusivamente masculinos y enfocados a las necesidades de este sector.

En este sentido, nos ha parecido muy interesante la propuesta que nos llega desde los Laboratorios Osma: una rutina sencilla pero eficaz.


El tratamiento denominado OSMA TRADITION consiste en cinco únicos pasos. Sus creadores, han sabido integrar el cuidado facial masculino dentro del ritual del afeitado, por lo que ambos procesos han quedado unificados. Cabe destacar que este tratamiento sigue los principios de la nueva cosmética orgánica, ya que todos sus productos están realizados al menos con un 90% de ingredientes naturales. 

La eficacia del mismo viene avalado por el saber hacer de estos laboratorios franceses, dedicados desde hace más de medio siglo a la elaboración de productos para el afeitado de la más alta calidad.
A continuación os presentamos los cinco pasos de su rutina diaria:

- Paso 1: Limpieza.
Objetivo: limpiar y tonificar la piel del rostro.

Producto: Limpiador Facial OSMA TRADITION. Contiene más de un 99% de ingredientes de origen natural. Su fórmula enriquecida con Agua Floral de Roble actúa con suavidad, dejando la piel libre de impurezas. Además, gracias a sus propiedades astringentes y antisépticas, proporciona una protección eficaz contra las agresiones diarias que sufre la piel.

- Paso 2: Preparación.
Objetivo: preparar la piel para el afeitado y evitar la posterior irritación.

Producto: Aceite pre-Afeitado OSMA TRADITION. Ha sido realizado a partir de la combinación de cuatro aceites esenciales (oliva, girasol, soja y sésamo). Es rico en vitaminas y en ácidos grasos esenciales. Su uso suaviza la piel y ablanda el pelo de la barba, facilitando el deslizamiento de la cuchilla durante el afeitado. Previene la aparición de irritaciones. Elaborado con ingredientes 100% naturales.

- Paso 3: Afeitado.
Objetivo: conseguir un afeitado apurado.

Producto: Jabón de Afeitar OSMA TRADITION. Contiene más de un 95% de ingredientes de origen natural. Está realizado con Aceites Vegetales de Coco y Girasol. Su fórmula enriquecida con Manteca de Karite hidrata y suaviza la piel y facilita el deslizamiento de la cuchilla. Su espuma cremosa y compacta proporciona un afeitado confortable y eficaz.

- Paso 4: Reparación.
Objetivo: Cerrar los poros y reparar de una forma natural los pequeños cortes y arañazos producidos durante el afeitado.

Producto: Piedra de Alumbre OSMA TRADITION. Posee propiedades hemostáticas y astringentes. Su utilización permite a la piel recuperarse rápidamente de los efectos causados por la cuchilla, deteniendo la hemorragia de los pequeños cortes y aliviando la irritación.

- Paso 5: Hidratación.

martes, 26 de mayo de 2015

L:A Bruket. El cuidado orgánico de la piel que llega de Suecia.



Posiblemente Suecia sea uno de países con mayor conciencia ecológica del mundo. El cuidado y el respeto por la Naturaleza están presentes en todos los aspectos de su vida. También en el de la cosmética. Por eso, no es de extrañar que L:A Bruket, una de las marcas que en estos momentos están revolucionando el panorama de la cosmética orgánica, provenga precisamente de allí.

Desde Man Out queremos daros a conocer esta interesante marca y poner a vuestra disposición una selección de sus mejores productos, pensados todos ellos para disfrutar de experiencias relajantes y muy agradables.

El nombre de la firma es ya en sí mismo una declaración de intenciones. L:a es la abreviación de “lilla”, que en sueco significa pequeño. Bruket hace referencia a taller. Y es que, desde sus orígenes hasta hoy, la producción de L:A Bruket se lleva a cabo de forma artesanal en la localidad de Varberg, situada en la costa oeste de Suecia. La filosofía de la marca está basada en el estilo de vida de ese rincón de Suecia y de las necesidades que surgen en un país de clima difícil, en donde las bajas temperaturas conviven con un sol en ocasiones implacable. El amor por una forma de vida sencilla y por un paisaje de playas arenosas y pueblos pesqueros está invariablemente presente en la elaboración de cualquiera de sus productos, lo que unido a la introducción de novedosas formulaciones orgánicas le han permitido conseguir ese difícil equilibrio entre el respeto a la tradición y el desarrollo de una cosmética moderna y altamente efectiva

L:A Bruket fue creada en 2008 por la artista ceramista Monica Kylén quien, trabajando en una colección de diseños de cerámica rústica para el hogar, no encontró el jabón orgánico que necesitaba para lavar sus piezas. Esta circunstancia le llevó a plantearse la idea de hacer su propio jabón. No tardó mucho en ponerse manos a la obra y en poco tiempo logró obtener aquel que cumplía todas sus expectativas. Sin embargo, su trabajo no terminó ahí. Aprovechando toda la experiencia acumulada e inspirándose en el gran botánico sueco del siglo XVIII, Carl von Linné, exploró nuevas fórmulas en el desarrollo de productos para el cuidado facial y corporal. Sus investigaciones con aceites esenciales y ceras de primera calidad dieron como resultado final la creación de una completa gama de cosmética orgánica unisex



Todos los productos de L:A Bruket son manufacturados ecológicamente y elaborados con ingredientes vegetales recogidos por todo el mundo. La mayoría de estos ingredientes son orgánicos y sin ninguna sustancia artificial añadida. Ni parabenos ni otros materiales sintéticos. Además, las formulaciones de todos sus productos han sido desarrolladas teniendo en cuenta aquellas cualidades específicas que poseen cada una de las sustancias que las componen, así, unas fórmulas son energizantes, otras hidratantes, curativas, exfoliantes, etc…

Especial cuidado ha puesto la firma en el diseño de su packaging, de estilo minimalista y con ese aire vintage que transmite la tipografía usada en sus etiquetas y que nos recuerda al de las antiguas máquinas de escribir. Podríamos decir que se trata de un auténtico packaging verde, elaborado con productos reciclados y en el que se han excluidos componentes que puedan resultar negativos para el medio ambiente.

A continuación os presentamos algunos de sus productos. Esperamos que os gusten.

- ACEITE PARA BARBA Nº 147. Formulado con aceite esencial de hoja de laurel. Una excelente opción para el cuidado de la barba. Fortalece el pelo y lo deja manejable.
- DESODORANTE Nº 089. Desodorante en spray elaborado con aceites esenciales de cilantro y vetiver. Este efectivo desodorante no contiene aluminio, por lo que es totalmente respetuoso con el cuidado de la piel.
- LOCIÓN CORPORAL Nº 123. Nutre e hidrata la piel de forma intensa. Su fórmula de rápida absorción deja en la piel un ligero y agradable aroma a cilantro y pimienta negra.

Podéis encontrar estas propuestas y otras más en nuestra página web. Desde aquí os animamos a que descubráis esta fantástica marca que aportará numerosos beneficios a vuestra piel, cuidándola de una forma natural.

jueves, 16 de abril de 2015

El Afeitado Clásico: conoce sus ventajas.

Es posible que al afeitarte con tu maquinilla desechable y tu espuma de afeitar habitual, su resultado te haya terminado por decepcionar. Posiblemente no fue todo lo apurado que te hubiera gustado que fuera. O puede ser que tu maquinilla de afeitar eléctrica haya dejado en la zona de tu cuello un grado de irritación fácilmente soportable. A lo mejor, algún día lo que te has planteado es el elevado precio que tienen los recambios de las nuevas maquinillas desechables.

Pues bien, si en alguna ocasión te has sentido identificado con alguna de estas situaciones, te diremos que existe una alternativa al afeitado que vienes practicando: es el llamado afeitado tradicional o clásico. En este artículo te vamos a dar seis buenas razones por las que merece la pena iniciarse en él. Pero antes, vamos a dar una rápida definición de lo que se considera afeitado clásico.
El afeitado clásico es aquel en el que intervienen básicamente los siguientes elementos: una brocha de afeitar, un jabón o una crema de afeitar y una navaja o una maquinilla “clásica” de afeitar de una sola hoja y doble filo. En realidad, no es otro que el afeitado que se ha venido practicando desde hace siglos. En un principio en las barberías y posteriormente, con el desarrollo y popularización de las primeras maquinillas de afeitar, en cualquier aseo.
Y dicho esto, aquí van los seis motivos por los que merece la pena probarlo. Elige el que más te guste.
1.- Porque es más económico.  Ya sabemos que corren tiempos difíciles, así que buscar nuevas fórmulas de ahorro no está de más. Es un hecho que el precio de las cuchillas de las maquinillas de afeitar “clásicas” es considerablemente inferior al de los cartuchos multihojas. Por otro lado, el rendimiento de los jabones de afeitar es superior al de cualquier espuma o gel que vengan envasados a presión, lo que hace que comparativamente su duración sea también mayor.
Bien es cierto que una buena brocha y una buena maquinilla pueden llegar a ser instrumentos caros, pero también es verdad que con un cierto cuidado y un mínimo de mantenimiento pueden llegar a durar toda una vida y aún ser legados a la descendencia. Son productos que no conocen la obsolescencia programada actual. Muchos de sus modelos llevan décadas en el mercado, permaneciendo invariables y proporcionando los mismos buenos afeitados que desde sus lanzamientos.
2.- Porque es sostenible. Las hojas de afeitar de las maquinillas “clásicas” son una simple tira de metal, por lo que su reciclado es muy sencillo. En cambio, tanto los recambios como el embalaje de las maquinillas desechables son una mezcla de plásticos, cartón, metal, tiras lubricantes y en algunos casos hasta de pilas, que dificultan su procesado. Por su parte, los jabones y cremas de afeitar son menos contaminantes que los geles y las espumas en lata, los cuales, al no ser biodegradables hacen que su impacto ecológico sea mayor.
3.- Porque es más beneficioso para tu piel. El afeitado con brocha tiene mayores propiedades exfoliantes y aporta una mayor hidratación durante el afeitado. Además reblandece y levanta el pelo facial preparándolo mejor para el afeitado y reduciendo el riesgo de irritación. En cuanto a los jabones y cremas de afeitar, éstos suelen llevar menos ingredientes químicos y por tanto son más respetuosos con tu piel.
4.- Porque se consigue un mejor apurado. Una vez controlada la técnica, es posible conseguir un afeitado óptimo y de mayor duración.
5.- Porque es personalizable. No todos tenemos el mismo tipo de piel, ni a todos nos crece la barba por igual. Tampoco las necesidades son las mismas, algunos nos afeitamos a diario mientras que otros lo hacen una vez por semana. Por ello no deberíamos limitarnos a utilizar productos estándar. Dentro del afeitado tradicional es posible encontrar un amplio abanico de posibilidades que por ejemplo, nos permiten escoger el largo del mango de la maquinilla, el tipo de peine de la misma o si queremos que el cabezal de ésta sea ajustable o inclinado. De igual manera podemos también elegir el tipo de pelo de nuestra brocha o ir probando distintas cuchillas hasta encontrar la combinación que mejor nos funcione.

6.- Porque es un ritual genuinamente masculino. Un momento de intimidad en el que lo cotidiano puede llegar a convertirse en algo especial. Algo que hay que hacer sin prisas, de forma tranquila. Desarrollando una habilidad adquirida con paciencia y quién sabe si también disfrutando de la pasión del coleccionista que atesora instrumentos artesanales y manufacturas que han sido elaboradas siguiendo métodos tradicionales.
Al fin y al cabo se trata de un placer, y por qué no, también de un arte.